divendres, 22 de febrer de 2013

¿DE QUÉ MÁS SE HABLÓ EN LA CAMARGA?



La prontitud y celeridad con que el aparato del estado ha reaccionado ante la noticia de que se había grabado la conversación que mantuvieron en una comida privada las señoras Alicia Sánchez Camacho -presidenta del PP de Cataluña- y Mª Victoria Álvarez -ex novia de Jordi Pujol Jr.- no ha sido normal. Entendámonos, no ha sido normal dentro de los parámetros ad usum -y acaso habría que decir también ad nauseam- por estos pagos. En menos de cuarenta y ocho horas, han trincado a la antigua cúpula de la agencia de detectives Método3, supuesta autora de las grabaciones por encargo... ¿de quién?; se ha reunido la cúpula policial y -más sorprendente aún- ha tomado medidas; ha actuado la judicatura...  Y las protagonistas de la conversación, silencio absoluto.

La verdad, hay aquí unas cuantas cosas que sorprenden. La primera porque, a  simple vista, no sería para tanto. Ni es la primera ni la última vez que se graba una conversación, ni tampoco se ha actuado con la misma diligencia en otros casos mucho más graves. Aquí hay gato encerrado.

La tesis del nacionalismo catalán, expresada por el portavoz convergente Homs y también por Junqueras de ERC, no se aguanta por previsible y ramplona. Es de teoría conspirativa pura y dura. Decir que con toda esta oleada de escándalos de corrupción y cuentas catalanas en Suiza y en Andorra lo que se pretende es desprestigiar a la clase política catalana y enrarecer el ambiente para así torpedear el proceso soberanista no se sostiene, como ya apuntaba Jorge en su blog, por muchas razones. El ventilador de la corrupción está expandiendo la mierda por todas partes, no sólo a los Pujol. Además, cuando "El Mundo" destapó el tema, con mucho más lujo de detalles, la reacción fue otra. Aquí la cosa va de otro palo.

Por lo que sabemos, Mª Victoria informó a Alicia de sus expediciones a Andorra con su pareja. Luego, también según sabemos, y quizás como resultado de la empatía que produjo la conversación, se pasó a temas más íntimos. Amores, desamores... Un ambiente propicio a sincerarse y a la confidencia, vamos.

Pues bien, tengo para mí que en este clima de intimidad y confianza, alguna se fue de la lengua con alguna confidencia en algo que no debía. Algo grave, importante. Y cuando se ha sabido que esto estaba grabado han saltado las alarmas. Que una de las fuentes de los presuntos delitos financieros de Pujol Jr. sea una ex novia da para un culebrón, pero no para la movida que han organizado. Desde que estalló el escándalo de las grabación, la obsesión con los contenidos de la conversación por parte de las autoridades ha sido de una furibundez enfermiza. Y esto no lo produce la evasión fiscal de unos cuantos milloncejos.

Qué fue ciertamente no tengo ni idea. Pero que se dijo algo gordo que no se tenía que decir y que no es de dominio público, está muy claro. Para mí al menos.


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada